By Luis de Vega for Ahora. Hércules, uno de los héroes de la mitología griega, fue el encargado de separar Europa de África y crear el estrecho de Gibraltar. Sus dos columnas, una a cada lado, marcaban el límite del mundo conocido en Occidente hasta que Cristóbal Colón llegó a América. Con mito o sin él, ese pasillo marítimo de 14 kilómetros en su parte más estrecha ha acabado convertido en una de las autopistas marítimas más frecuentadas del mundo, con unos 100.000 buques al año. Es, además, punto crítico de una geoestrategia planetaria cada vez más preocupada por el terrorismo, la emigración irregular y el tráfico de drogas. En la orilla sur, Marruecos, uno de los líderes mundiales en la producción de hachís, la resina que se obtiene del cannabis. En la norte, España, principal país de tránsito o destino de la mercancía de los traficantes, donde solo en 2013 se intervinieron 460 toneladas. En 2014 fueron 377. La Guardia Civil calcula esa misma cifra para 2015, aunque no es un dato oficial todavía.

Link to the article… 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Category

Uncategorized